Alojamiento

Los estudiantes que se matriculan en los cursos de inglés o ciencias, matemáticas y economía se alojan en el campus, mientras que los estudiantes que se matriculan en los programas de orientación universitaria se alojan en una de nuestras residencias fuera del campus en el pueblo de Acton Burnell.
Seguimos invirtiendo en nuestros alojamientos estudiantiles, modernizando las instalaciones existentes y construyendo instalaciones nuevas. La escuela de verano cuenta con 10 residencias ubicadas en el campus, estrictamente segregadas para chicos o chicas:
• Bell House
• Broadlands
• Elisabeth House
• Highfields
• Main House
• Orchard House
• Paul House
• Garden View
• Taylors
• Wrekin House
Las habitaciones son individuales, confortables y están bien amuebladas. También tenemos algunas habitaciones dobles a petición. Todas las habitaciones están completamente amuebladas e incluyen cama individual, armario, pupitre, silla y lavabo. Los estudiantes tienen acceso a cuartos de baño comunes que comparten cuatro estudiantes como máximo. Las habitaciones para los estudiantes más mayores (generalmente a partir de los 16 años) tienen baño adjunto con su propia ducha, lavabo y wáter. Todas las habitaciones de los estudiantes tienen caja fuerte donde pueden guardar sus efectos personales. Las cajas fuertes son amplias y tienen cabida para billeteros, monederos, teléfonos móviles, tabletas electrónicas, ordenadores portátiles, etc. Los estudiantes son responsables de sus propias cajas fuertes y llaves de la habitación. Si los estudiantes desean utilizar secadores de pelo, planchas alisadoras, cargadores de teléfonos móviles, etc., necesitan un adaptador de corriente para el Reino Unido.
Las residencias estudiantiles están supervisadas por el personal del centro. Las residencias femeninas están supervisadas por profesoras y las residencias masculinas están supervisadas por profesores, por ello los estudiantes nunca están solos por las noches y pueden recibir asistencia y orientación en todo momento. Los estudiantes más jóvenes se benefician de contar con una supervisora en la residencia durante todo el día.
Los estudiantes cuentan con servicio de lavandería una vez a la semana. La ropa lavada, seca y planchada se devuelve a los estudiantes el mismo día. Los padres anfitriones entregan a los estudiantes una bolsa de lavandería y una etiqueta la noche antes al servicio de lavandería. Los estudiantes deben dejar las bolsas de lavandería en las áreas designadas por la mañana antes del desayuno.
Se espera que los estudiantes mantengan las habitaciones ordenadas. Las habitaciones se limpian todos los días de labor y la ropa de cama se cambia una vez a la semana. Las zonas comunes, cuartos de baño y duchas también se limpian todos los días de labor y una vez el fin de semana.